María Alejandra Restrepo By María Alejandra Restrepo • January 20, 2017

10 signos de enfermedad a los que debes prestar atención urgente

Cada vez es más común que los propietarios de mascotas se preocupen más por sus peluditos compañeros, sin embargo en muchas ocasiones no identifican los signos de enfermedad que pueden poner en riesgo la salud e inclusive la vida de su mascota, por este motivo te mostramos los 10 signos más comunes de enfermedad que requieren una visita al médico veterinario.

  1. Vómito

Tal vez es uno de los síntomas de enfermedad más común y surge en diversos tipos de patología. El vómito es una respuesta a estímulos nerviosos generados tanto en el tracto gastrointestinal como en diferentes partes del organismo como el oído, el páncreas, el riñón y el hígado. Este síntoma puede presentarse de diferentes formas variando en su cantidad, frecuencia, color y olor dependiendo de la razón de su presentación, es por eso que si tu mascota está vomitando es importante que asista a una revisión médica para que el veterinario examine y de un diagnóstico y solución al problema que esté teniendo. Es de suma importancia que no mediques a tu mascota sin una formulación médica posterior a una consulta presencial y los exámenes necesarios, administrar medicamentos que detengan el vómito puede no solucionar el problema que en realidad está teniendo tu peludo y es posible que resulte en empeorar el cuadro clínico.

Depositphotos_41373481_original.jpg

  1. Diarrea

Este síntoma es quizá el más común, se puede presentar de distintas maneras y ser causadas por muchos factores patológicos de origen viral, bacteriano, parasitario, alimenticio o traumático. Además de ser bastante común, este síntoma puede ser señal de enfermedades muy peligrosas que ponen incluso en riesgo la vida del animal, por eso no debes dudar en llevar a tu mascota al veterinario en caso de notar que la deposición es más blanda de lo común y debes notificar el color, cantidad y olor de la misma y si es posible llevar una muestra para que sea analizada en laboratorio clínico.

  1. Dificultad para defecar u orinar

El buen funcionamiento de varios órganos se ve reflejado en la manera en que tu mascota retira los desechos del
 organismo, por eso si presenta cambios en la manera en que
defeca u orina debes prestar atención. Los disturbios que se arenea.jpgpueden presentar son: estreñimiento, expresión de dolor al defecar u orinar, aumento o disminución en la cantidad de orina o heces, presencia de sangre en excretas, aumento o disminución en la frecuencia de expulsión de desechos, entre otros. Si tu mascota presenta cualquier cambio en sus hábitos de excreción no dudes en consultar con tu médico veterinario de confianza, pues tu peludo debe ser revisado para evaluar qué condición lo está afectando. Dentro de las causas de disturbios al defecar u orinar podemos encontrar cálculos, tumores, obstrucciones, parasitosis, entre otras.

  1. Temblores y/o convulsiones

Si tu mascota presenta temblores generales o en alguno de sus miembros es muy importante que sea revisado por un médico veterinario. Este síntoma puede ser señal de un problema de origen neurológico o una intoxicación, por este motivo es importante realizar un examen médico completo que determine la naturaleza de la presentación del temblor y permita dar solución rápida y efectiva. Para saber más sobre convulsiones y sus causas haz click aquí.

  1. Caminata en círculos

Para los propietarios este síntoma suele causar mucha curiosidad al principio pero no tiende a ser alarmante, sin embargo es importante que sepas que este por lo general es un signo de enfermedad neurológica a nivel del oído o del cerebro en sí. En estos casos lo más común es que tu veterinario general remita a tu mascota a un neurólogo veterinario que haga los exámenes respectivos para así hallar un tratamiento indicado.

  1. Prurito (rasquiña)

Este síntoma es quizá uno de los más ignorados por los propietarios hasta que se torna crónico generando lesiones graves en piel. El prurito puede ser causado Resultado de imagen para perro rascandosepor las razones más comunes como presencia de pulgas o por las más complicadas de entender como alergias específicas y así mismo por problemas de comportamiento ligados a estrés o patologías neurológicas. Si tu peludito muestra rasquiña intensa no dudes en acudir al médico veterinario antes de sacar tus propias conclusiones, muchas veces esto resulta en heridas graves en la piel que pueden infectarse y provocar mayores problemas de salud.

  1. Tos

Aunque suene extraño, la tos puede ser signo de un problema grave para tu mascota. La tos es el reflejo involuntario que tiene el organismo para retirar cualquier cosa que esté interfiriendo con la respiración o la deglución (tragar), por eso además de ser un signo de un posible resfriado donde la tos es el mecanismo de expulsión de flemas, también puede serlo de una obstrucción a nivel del tracto respiratorio o de la primera sección del sistema digestivo.

  1. Salivación excesiva (ptialismo)

Muchas razas de perros tienden a babear más que otras en su cotidianidad, sin embargo cuando esto se torna más abundante de lo normal en cualquier mascota puede ser signo de una enfermedad. Dentro de las causas más comunes del aumento en la secreción de saliva encontramos las intoxicaciones, problemas a nivel neurológico y del sistema digestivo, no obstante hay muchas causas patológicas de distintos orígenes, por este motivo se requiere de evaluación veterinaria en caso de notar cambios en la salivación ya sea porque aumenta o disminuye.

Resultado de imagen para gato saliva

  1. Cambios en la coloración de las mucosas

Diferentes cambios en el organismo pueden causar un cambio en la coloración de las mucosas, y estos pueden ser señal de enfermedades que puede comprometer gravemente la salud del animal. Las mucosas que pueden identificarse fácilmente son: encías, conjuntiva (parte interna de párpados) y parte del ano/recto. Estas ubicaciones anatómicas sin embargo pueden tener una coloración pigmentada propia de algunas razas (manchas negras) esta coloración puede confundirte pero se identifica porque tu mascota siempre la ha tenido consigo tal y como pasa con lunares y machas de nacimiento. Las mucosas normalmente deben ser de color rosa y en condiciones patológicas pueden tornarse color rojo brillante, rojo oscuro, rosa pálido (casi blanco), amarillo, morado, ente otras, y son señal de cambios en la sangre causados por enfermedades de diferentes orígenes. Si notas cualquiera de estos cambios acude urgentemente a tu médico veterinario.

  1. Inapetencia

Ante muchas condiciones tanto felinos como caninos pueden dejar de comer, esto puede ser causado por diversas condiciones poco peligrosas pero también por situaciones graves como enfermedades, obstrucciones por ingesta de cuerpo extraño, problemas dentales o dolor en cualquier sistema del organismo. Por este motivo, cuando notes que tu mascota no come, presta atención a cualquier otro cambio en su comportamiento, esto puede ayudar al médico veterinario a determinar la causa de la inapetencia para evitar mayores perjuicios a la salud de tu peludo.

Nuevo llamado a la acción

Recuerda que tu mascota no puede decirte si le duele algo o siente algún cambio en su organismo, la manera más fácil de evitar enfermedades graves es observar cualquier cambio de tu mascota ya sea en su comportamiento o en sus funciones fisiológicas. Por otro lado no olvides que medicar a tu mascota sin una formulación médica puede empeorar la situación, siempre acude a un médico veterinario ante la presentación de cualquier signo extraño.

¿Quieres saber más? Tenemos muchos temas que te informarán acerca de salud, comportamiento y más curiosidades sobre tus mascotas, ingresa a las diferentes secciones de nuestro blog y sorpréndete.